• MADRID ME ENAMORA

LA CONTRASEÑA, LA PERFECTA RENOVACIÓN DE UN CLÁSICO DE PONZANO

Actualizado: mar 12


Ubicado en una de las calles más foodies de la capital, en Ponzano, La Contraseña es un restaurante que enamora no solo por su decoración, sino también por su cocina. En su carta, recientemente renovada, encontramos una cocina en la que manda la calidad de la materia prima y donde los sabores clásicos confluyen ahora con propuestas innovadoras.

Un espacio acogedor con decoración vintage de inspiración colonial y con cómodas sillas y butacones que invitan a sentarse a disfrutar a cualquier hora del día. A la entrada la barra y al fondo la sala. Entre medias un patio acristalado en el que en cualquiera de sus rincones parece que el tiempo se detiene y en la parte de arriba un Gin Bar.

Con la excusa de probar su nueva carta nos juntamos un grupo de amigos a comer. Jamón, anchoas, croquetas, ensaladilla... Numerosas propuestas a las que ahora incorporan, por ejemplo, los Huevos 63º con migas extremeñas, un plato que llamó nuestra atención y que estaba buenísimo.

De sus nuevas elaboraciones también probamos el Tartar de salmón marinado con burrata ahumada. Puro sabor en un plato ideal para compartir.

En La Contraseña mantienen eso sí, uno de sus clásicos: las Minihamburguesas de pollo. En cada ración vienen cuatro y el toque del aguacate y de la cebolla morada les sienta fenomenal.

Los Linguinni de sepia con gambones y berberechos y Raviolis de boletus y pato son sus dos sugerentes propuestas de pastas. Probamos la segunda que nos gustó y que venía acompañada de una salsa cremosa, quizás en exceso.

Con los vientos de cambio que han entrado en La Contraseña, ahora hay hueco también para elaboraciones más exóticas como el Lomo de atún al teriyaki con verduras salteadas. ¡Todo un acierto!.

Para terminar pasamos a las carnes. Su Lagartijo ibérico es un plato sencillo, pero infalible. Un delicioso corte de cerdo ibérico que acompañan con pimientos de Padrón y papas gajo.

Mención especial para su Carrillera de ternera estofada con puré de patata. La carne está tierna y jugosa. Una porción generosa de la que dimos buena cuenta con pan y vino. ¡Sobresaliente!.

Por último, los golosos encuentran aquí también su sitio. No falta la clásica Tarta de queso, aquí con fresas a la vainilla, ni el Brownie de chocolate con helado de vainilla, ni la Torrija con cítricos, anisados y helado de leche. Un postre que no solo está rico, sino que además es solidario. La Contraseña dona 1 € de cada torrija a la Fundación CRIS contra el cáncer.

En definitiva, que consideramos que la renovación de la carta de La Contraseña, que lleva ya cuatro años en Ponzano, es todo un acierto. Un lugar ideal y acogedor para cualquier tipo de celebración en el que además la relación calidad precio es buena. Y algo que no muchos saben. en este restaurante tienen un reservado llamado 'El Escondido' que puede albergar de forma ‘clandestina’ hasta a doce personas.

La Contraseña

Calle Ponzano, 6

Tel. 91 172 63 78

Precio medio: 30-35€.

www.restaurantelacontrasena.com

#LaContraseña #Elescondido #restaurante #madrid #madridmeenamora #cocinademercado #torrija #tartadequeso #brownie #carillera #lagartijo #atún #raviolis #tartar #ponzano #ponzaning