• MADRID ME ENAMORA

BARETO, MARCHANDO DOS CAÑAS Y ¡UNA DE BRAVAS!

  • Nace con la idea de recuperar la esencia del bar de siempre como punto de encuentro

  • Ocupa el mismo local que la antigua cervecería de Correos, en la calle Alcalá, 55


De barra, palillos y servilletas en el suelo. Así es Bareto, un homenaje al bar de toda la vida que se ubica en el mismo local que ocupó la antigua cervecería de Correos, uno de los clásicos de la capital que desde mediados de 1920 y durante casi 60 años congregó a políticos, artistas y escritores como Alberti, Lorca o Neruda.


Ubicado en Alcalá 55, el local, con una barra de mármol blanco en forma de “U” como protagonista y con las recomendaciones pintadas en los espejos, se presenta como ese lugar de recreo cañí en el que disfrutar de unas cañas bien tiradas con un tapeo bueno, bonito y barato. Y cuenta además con una privilegiada terraza con tarima de madera, vegetación y vistas a la Puerta de Alcalá, Cibeles, Casa América y Banco de España

La terraza de Bareto es elegante y acogedora.
La terraza de Bareto es elegante y acogedora.

Bareto nace para recuperar el bar de siempre y convertirse en punto de encuentro de madrileños y turistas a cualquier hora del día. Cañas, vermús y vinos se combinan con imprescindibles como los torreznos, las bravas receta de Madrid o el montado de calamares.


Su cocina es de esas aparentemente sencilla, pero elaborada con una materia prima de calidad y eso se nota. El matrimonio de anchoa y boquerón, unas cremosas croquetas o el flamenquín de cecina son algunos de sus imprescindibles para disfrutar con una caña bien fría, bien tirada y servida con un golpe en la barra para que rebose la espuma.

Los flamenquines son uno de los imprescindibles de la carta de Bareto.
Los flamenquines son uno de los imprescindibles de la carta de Bareto.

Una barra abierta a todas horas


Abierto todo el día todos los días del año, desde las 9 de la mañana hasta las 2 de la madrugada, Bareto es el nuevo punto de encuentro para desayunar ese mixto, cruasán, la perfecta tostada con tomate y jamón ibérico de bellota, tomar el pincho de tortilla de media mañana o de media tarde o, el lugar para ver un buen partido de futbol con los colegas. Es el sitio perfecto para quedar a tomar el aperitivo y acabar pidiendo postre. Por cierto, su tarta de queso con un toque de queso La Peral es un bocado delicioso.

Desayunos con vistas en la terraza de Bareto.
Desayunos con vistas en la terraza de Bareto.

Todo esto es Bareto, el nuevo concepto que recupera la esencia de las tascas castizas y que supone el desembarco del Grupo Barbillón en la capital. Nace gracias al tándem que forman los hermanos Kike y Curro Sánchez del Amo artífices del grupo hostelero ya consolidado en Aravaca (Barbillón Oyster Bar), Majadahonda (Panorama Oyster Bar) y Boadilla del Monte (Tinglado Oyster Bar) y el empresario hostelero Nacho Horcajada que suma su know how en sitios de éxito como Barra y Mantel, Bar Carallo y Nómada.

La gran barra en forma de "U" de Bareto es el perfecto punto de encuentro con amigos.
La gran barra en forma de "U" de Bareto es el perfecto punto de encuentro con amigos.

Y como reza el manifiesto en el que se han apoyado sus artífices: «nosotros no lo hemos inventado, ya existía. De hecho, probablemente te suene de algo, o quizá de nada. ¿Pero, qué más da? Anda, haznos un favor, pídete algo y disfruta».


Bareto Calle Alcalá, 55 Tlfno: 91 297 71 41 Horario: L-D de 9.00-02.00 Precio medio: entre 15 y 25€ Página web aquí

9 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo