LA PAVÍA, CULTO AL BACALAO EN UNA COCINA CLÁSICA DONDE LA CALIDAD DEL PRODUCTO MANDA

September 21, 2017

Hay zonas en Madrid en las que nada más nombrarlas se te hace la boca agua. Una de ellas es Ponzano, una de las zonas en las que ir a tomar una cerveza se ha convertido ‘en la caña’. Hoy os proponemos un restaurante al que para llegar solo tendréis que girar la esquina de esta conocida calle. En Rios Rosas se encuentra La Pavía, uno de las últimas aperturas de la capital, pero que está regentado por viejos conocidos del negocio de la restauración. Juan Salazar padre, expropietario de El Foque y El nuevo Foque, se ha puesto manos a la obra con su hijo para seguir ofreciendo a sus clientes lo que mejor saber hacer, una buena cocina basada en una materia prima de calidad.

 

El local, de líneas puras y estética clásica, está dividido en varias zonas. La primera, donde se ubica la barras y unas mesas altas, en la que se puede tomar una cerveza y picar algo; la segunda, la del comedor en la que se puede disfrutar de una comida más formal, mientras se ve cómo se preparan las elaboraciones a través del cristal que permite observar la cocina; y una tercera, en la planta sótano, en la que un segundo comedor en el que realizar comidas en grupo o familiares, que permite tener un poco más de intimidad.

 

Para empezar nos decantamos por los clásicos de la casa, sus Tortillitas de Camarones a la gaditana y sus Soldaditos de pavía. Unos entrantes imprescindibles si se visita este local. Si las tortillitas nos gustaron, los Soldaditos nos hicieron levitar. No nos extraña nada que este aperitivo típico madrileño sea el buque insignia de la casa.​ En Madrid me enamora os confesamos su secreto: están rebozados con levadura de cerveza y harina de garbanzos. Los otros dos ingredientes secretos son inconfesables.

 

Seguimos en Andalucía con su Salmorejo al estilo cordobés. Una sopa fría cremosa y sabrosa, que nos encanta todo el año. ¡Y es que el sur nos enamora!

 

Y si el sur nos enamora, el norte nos enloquece. Galicia y su marisco siempre son una buena opción. Quién no disfruta con unos Mejillones de las Rías Baixas, nosotros al menos cuando están tan bien hechos como estos no podemos más que quitarnos el sombrero.

 

 

Pero, como no podía ser de otro modo, en su carta encontramos también el famoso Bacalao de El Foque. En La Pavía, aunque presumen de saber cocinarlo de 74 maneras distintas, para simplificar la elección del comensal aquí la oferta se reduce a 12 elaboraciones diferentes. Nosotros elegimos un clásico, el Bacalao al pil pil. Hecho a mano y a golpe de muñeca, estaba en su punto justo de cocción y la salsa estaba de toma pan y moja. Y vaya si mojamos.

 

La parte salada de la cena la terminamos con su Melosa de Ternera. Una propuesta diferente en cuanto a la elaboración de la carne, que se presenta muy jugosa y acompañada de una deliciosa salsa.

 

Llegamos al postre y, aunque nos recomendaron su Tiramisú y su Leche frita, en este caso no seguimos las indicaciones del personal de sala. Como amantes del chocolate que somos elegimos su Coulant. Uno de esos postres que cuando están bien hechos nos encanta. Un broche de oro delicioso para una estupenda comida.

 

 

En definitiva, La Pavía es el restaurante ideal para aquellos amantes de la cocina clásica, que tiene como base el protagonismo del producto de calidad en la elaboración de los platos.

 

 

La Pavía

C/Ríos Rosas, 38

Telf.: 91 750 47 94 

Precio medio: 40-50€

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

© 2023 by AMUSE BOUCHE. Proudly created with Wix.com

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Instagram Icon